martes, 31 de diciembre de 2013

Me gusta ser una zorra : Feminismos, colocones, indecisiones y contradicciones. Ultimas reflexiones del 2013.


Llevaba algo de tiempo sin actualizar el blog, básicamente, porque he andado algo desparramada en las últimas semanas… El que no tenga una rutina disciplinaria impuesta por otros, está convirtiendo mi cotidianidad en un absoluto caos. Mis horarios no tienen ni pies ni cabeza en comparación con los del resto, por las horas en las que levanto, me acuesto y las comidas; y eso, al final termina alterando el resto de actividades cotidianas, desde ir a la compra, fregar la casa o tomar una cerveza con los amigos. Es Navidad y mis compañeras de piso no están, se han ido a pasar las navidades a su ciudad de origen; no tengo tampoco clases de inglés… Así que no sé si es domingo o si es martes, quizás se hacen las seis de la tarde y aún no he comido… La convivencia en la casa y las clases de inglés me organizaban la rutina, ahora que no tengo ni lo uno ni lo otro, me desparramo… Me desparramo y me expando pero no abarco ni mucho ni poco. Aunque sí que hay algún día en el que te apetece salir de fiesta, para dejar de lado las preocupaciones que te rondan por la cabeza. Pero no basta con beber hasta perder el control, con meterse cocaína, con fumar marihuana. No basta con follarte al tipo con el que hablaste dos minutos en el bar, no basta con ofrecer sexo por 200 libras a ese colega que lleva tiempo detrás de ti. No basta con meterte la mano hasta la garganta para provocarte el vómito. No basta. Te levantas al día siguiente y sigues dándole vueltas a la cabeza, y cuánto más piensas sobre ello, menos te aclaras.

No sabes si mudarte a otra ciudad de habla inglesa que te resulte más atractiva y amena, si mudarte en la misma ciudad donde vives, si volverte a España, donde todavía no tengo claro a qué ciudad me iría a vivir… Si buscarte un trabajo normal o continúas con el que tienes. Tengo un dilema moral respecto a esto último. Es la primera vez que me siento a gusto con el trabajo que realizo, pero no deja de ser trabajo sexual, y eso al final implica llevar una doble vida. Me gustaría poder decir alto y claro a qué me dedico, pero en una sociedad donde impera la doble moral sexual, es muy complicado.  Mis amigos cercanos lo saben, mi familia y conocidos…no.

Si no hubiera crisis, yo, licenciada y de clase media, seguramente no me metería en el trabajo sexual aunque me sintiera atraída. Porque quizás tendría un trabajo que me diera los suficientes ingresos como para poder realizar incluso planes de futuro a medio plazo, y  la suficiente satisfacción personal. Pero no, ahora mismo estamos en una situación en la que aunque tenga un trabajo “normal” pero precario, temporal y no cualificado, necesito del apoyo familiar simplemente para poder subsistir. Yo no quiero dependencia familiar, y ante esta situación de vulnerabilidad y dependencia, en principio sólo veo la salida en el trabajo sexual.

¿El trabajo sexual te hará libre? Es algo que llevo pensando en las últimas semanas. No soy ingenua ni imbécil, y soy lo suficiente consciente de los problemas que acarrea el trabajo sexual. De momento sólo soy web camer, pero me llueven ofertas con clientes del video-chat, con los que tengo que ir zanjando citas para mi visita a España. Yo, feminista pro sexo, he tenido mis dudas. Cuando empecé de web camer me lo tomé como algo temporal mientras me salía otra cosa. Al final, apenas busqué, porque me gusta mi trabajo y quiero continuar. Cuando le comentas a la gente a lo que te dedicas…sueltan “bueno, pero vete buscando otra cosa ¿no?”.  Ser puta por necesidad puede estar más o menos aceptado, ser puta por vocación… La cosa se complica. Hace unos días leí una entrevista de Beatriz Espejo en la Vanguardia de hace ya unos años en el que decía:

“-A su parecer, las prostitutas están estigmatizadas.
- Depende de qué tipo. No lo están las monocontractuales
– mujeres con una relación estable -, pero sí las que tienen relaciones promiscuas. Y no es por el hecho remunerador, sino por la promiscuidad en sí. Lo que duele es que la mujer sea sexualmente explícita.
Leer más: http://www.lavanguardia.com/vida/20091120/53826975503/beatriz-espejo-las-mujeres-deberian-ser-mas-promiscuas.html#ixzz2p41GQrZh “

Aunque en mi caso, la vocación y la necesidad van de la mano. No quiero dependencia económica familiar, aunque es cierto que puedo dedicarme a otra cosa que no voy a morirme de hambre. Es aquí donde pienso… ¿por qué la dependencia familiar es tolerable? ¿por qué las chicas de mi edad ven con malos ojos que yo hable de braguetazo como una opción mientras ellas son totalmente dependientes del colchón familiar? Además del trabajo sexual, de vez en cuando me monto películas en la cabeza en las que oye, pues no estaría tan mal ser la amante de un tío con pasta, si ello también me va a dar independencia familiar. Ahora mismo, soy plenamente consciente de que voy a ganar más con mí físico y mis habilidades sexuales  que por tener un título universitario que en el mercado laboral actual no me garantiza nada. Y no sólo el título, ya que por poco trabajo que haya tengo bastante experiencia de cara al público, pero teniendo en cuenta el nivel de de temporalidad y precariedad, de explotación laboral en definitiva, creo que me rinde más seguir de web camer y hacer servicios sexuales reales de vez en cuando.











jueves, 21 de noviembre de 2013

De dónde vengo y hacia dónde voy

Estos días no paro de pensar que hacer de nuevo con mi vida. No sé si coger las maletas de nuevo y volver. La incertidumbre y la dificultad para tomar decisiones en lo que concierne a mi vida personal me ha acompañado desde siempre. Parece que nunca he sido dueña de mi vida, que soy incapaz de tomar las riendas, de seguir adelante por mi misma. No me antepongo a mí misma como prioridad, siempre tengo en mente ¿y qué pensará mi familia? No dejo fluir mi deseo, ni mi libertad, por el miedo a que me descubran, por el miedo a defraudarles. 

A lo largo de un día puedo cambiar de opinión decenas de veces, y me está resultando muy complicado este duelo que mantengo conmigo misma. El ser consciente de saber de dónde vienen mis miedos y mis inseguridades en lugar de hacerme fuerte me vuelven más vulnerable, ya que a veces pienso que siempre seré así, que no puedo cambiar. 

Por más que intente pensar tú no tienes la culpa, sigo machacándome, haciéndome añicos, haciéndome cada vez más pequeña... No vale con mirarme en el espejo y decirme a mí misma eres estúpida, ya que necesito tantas veces autoinfligirme daño. Y llorar de rabia y de pena, y hacerme un ovillo en la cama. O crear en mi mente historias absurdas de amor. 

¿Cómo romper con ese caos tan dañino? ¿Cómo romper con estas idas y venidas vacías de sentido? 

Me vine a este país porque necesitaba irme de mi casa y empezar una nueva vida, eso era lo primordial, aprender inglés estaba a un segundo plano. Ahora quiero volver, no a mi casa pero sí a mi país. Un país que se está desmoronando, que se está rompiendo en mil pedazos, un país que agoniza, que está cayendo en picado hacia la pobreza y hacia la falta de derechos y libertades. Aquí me siento inútil, me siento impotente. 

No me gusta este país, no me gusta su gente ni su cultura. A ratos pienso que estirar un poco la estancia no estaría de más para aprender más inglés pero, estoy harta de esa falsa necesidad imperante de perfeccionar y aumentar tus conocimientos... ¿Qué putos conocimientos? ¿Los que demanda el mercado? 

Ahora tengo el suficiente nivel como para desenvolverme si quiero viajar, si quiero conversar con alguien en inglés. No tengo el suficiente nivel que demandan para un perfil profesional o para ingresar en una universidad. No tengo el suficiente nivel pero incluso si lo tuviera, es bastante probable que no tuviera acceso a ello. Por la situación actual que hay en España, está muy extendido el discurso de que es una pena que haya tantos jóvenes tan preparados y sin un futuro profesional a la vista. Lo que es una pena es que no haya trabajo en general y que las condiciones laborales estén retrocediendo a pasos agigantados. Que una persona tenga dos carreras, un máster, y dos idiomas, no la hace estar por encima de otra que no tenga estudios superiores ni idiomas ni pollas en vinagre. A mí lo que me jode de ésta situación, no es que no pueda alcanzar mis ambiciones profesionales ya que nunca las he tenido, lo que me jode a nivel personal es que estudiar y labrarme un futuro ejerciendo algo de mi agrado era lo que me mantenía a flote, lo que me mantenía seguir adelante, ya que ha sido la única parcela de mi vida sobre la que he tenido control. 


domingo, 17 de noviembre de 2013

Huyendo...



Estos días han sido difíciles. Me cuesta concentrarme, me aíslo, me agobio, me ahogo... Me he ido a vivir a otro país huyendo, huyendo de la vida que tenía, queriendo empezar de nuevo. Pero por más que me vaya aquí o allá, siempre persisten los mismos problemas. Hace ya dos años que empecé a unir las piezas del puzzle, a ser consciente de que tengo un trastorno por los abusos con los que tuve que vivir. 

Anoche fue una mala noche, me sentía demasiado sola, me sentía demasiado estúpida, y para aliviarme lo único que hacía era hacerme daño a mi misma. Con la cabeza dando vueltas sin parar, decidí releer uno de mis diarios de adolescente. Páginas repletas de dolor, de vacío... De relaciones con hombres que muchas veces no hacían más que hacerme más daño todavía, con una obsesión enfermiza por ellos, llegando a unos niveles de sumisión por mi parte totalmente autodestructivos. Buscando entre los asientos traseros de un coche, entre los baños de una discoteca o en el messenger, mi media naranja que me salvaría para siempre, que me daría un amor incondicional y con el cual sería ya feliz para el resto de mis días. Y no, eso no va pasar, para empezar a amar tengo que empezar a amarme a mí misma. Siempre he estado frustrada porque he sido incapaz de tener una relación de pareja, pero cuando era más jovencita, siempre pensaba que con los años llegará. Ahora tengo veinticuatro y sigo igual, soltera. Soy joven, soy muy atractiva, soy inteligente... pero... ¿cómo va a quererme alguien si yo no me quiero a mí misma? ¿Cómo un hombre va a querer profundizar conmigo si lo único que se ofrecerle es sexo? ¿Cómo van a querer a volver a verme si yo también les he menospreciado o incluso he llegado a abusar de ellos? No quiero una relación convencional porque no estoy hecha para ello y porque no creo en ello, pero ya son muchos años arrastrando relaciones dañinas, y quiero complicidad, respeto, cariño... No todos han sido malos en este camino, pero aquellas relaciones bonitas, nunca han podido continuar. 

De nuevo me siento estancada e insatisfecha con mi vida, y andaba planteando la posibilidad de mudarme...Y ahora me pregunto de qué huyo. He dejado mi familia, que convivir con ella me estaba anulando ya por completo y pensaba que ahora aquí por fin sería libre, pero no, los fantasmas acechan, se meten debajo de la piel y en los sueños. Huyo de mis fantasmas, pero ¿cómo huir de ellos si forman parte de mi personalidad? Necesito ayuda profesional, y necesito hablar de ello a las personas de mi alrededor...pero ¿cómo? Me da mucho miedo pensar en el día en el que hable, sobre todo a mi familia. ¿Me van a creer? ¿Me van a apoyar o me van a dejar de lado? 






jueves, 14 de noviembre de 2013

Subvirtiendo roles de género en el porno.

Si bien es cierto que llevo meses sin ver porno para masturbarme, de vez en cuando si que me gusta verlo por pura necesidad analítica y crítica como producto cultural. Hoy me he encontrado con esta maravilla.

http://www.xvideos.com/video4224918/horny_matures_cfnm_jerking_dick

domingo, 3 de noviembre de 2013

¿De fiesta?

Ahora mismo voy bastante borracha, pero he vuelto a casa. Estaba en la cola del garito, pero sinceramente, detesto salir de fiesta...

Y aquí estoy, sola, en casa, borracha....

¿quieres dormir conmigo?


miércoles, 30 de octubre de 2013

Can't Hold Us Down (No pueden hundirnos)

Estaba perdiendo el tiempo viendo cosas en el youtube, cuando me ha dado por ponerme vídeos de Cristina Aguilera. Me he metido en el videoclip del tema Can´t Hold Us Sown, y nada más las primeras imágenes y escuchar las primeras notas, me he acordado perfectamente de que esta canción sonaba cuando yo tenía 13 o 14 añitos. Y recuerdo que en su día me gustaba bastante, tanto el tema como Cristina Aguilera.

Y ahora que he vuelto a escucharlo tras tanto tiempo, sigo teniendo la misma opinión. Un tema que aboga por el empoderamiento de las mujeres, por el disfrute de nuestra sexualidad como nos plaza, y que critica la doble moral y el acoso sexual.



So, what, am I not supposed to have an opinion?
Should I keep quiet just because I'm a woman?
Call me a bitch 'cause I speak what's on my mind
Guess it's easier for you to swallow if I sat and smiled

When a female fires back,
Suddenly, big talker don't know how to act
So, he does what every little boy would do
Makin' up a few false rumors or two
That for sure is not a man to me,
Slanderin' names for popularity
It's sad you only get your fame through controversy
But now, it's time for me to come and give you more to say

CHORUS:
This is for my girls all around the world
Who have come across a man that don't respect your worth
Thinkin' all women should be seen, not heard
So, what do we do, girls, shout out loud
Lettin' 'em know we're gonna stand our ground
So, lift your hands higher and wave 'em proud
Take a deep breath and say it loud
Never can, never will
Can't hold us down

Nobody can hold us down
Nobody can hold us down
Nobody can hold us down
Never can, never will

So, what, am I not supposed to say what I'm saying?
Are you offended with the message I'm bringin'?
Call me whatever 'cause your words don't mean a thing
Guess you ain't even a man enough to handle what I sing
If you look back in history, it's a common double standard of society
The guy gets all the glory, the more he can score
While the girl can do the same, and yet you call her a whore
I don't understand why it's okay
The guy can get away with it, the girl gets named
All my ladies come together and make a change
And start a new beginning for us, everybody sing

CHORUS

Here’s somethin I just cant understand
If a guy have 3 girls then he’s the man
He can even give her some head or sex her off
But the girl do the same then she’s a whore
But the table’s bout to turn, I bet my fame on it
Cats take my ideas and put they name on it
It’s aiight tho
You cant hold me down
I got to keep on movin
To all my girls with a man who be tryin ta mack
Do it right back to him and let that be that
You need to let him know that his game is wack
And lil kim and christina aguilera got your back


You're just a little boy
Think you're so cute, so coy
You must talk so big to make up for smaller things
You're just a little boy
All you do is annoy
You must talk so big to make up for smaller things

CHORUS (2x)

Can't hold us down!

martes, 29 de octubre de 2013

Modelo web cam: información y consejos.



Llevaba unos días con la idea de publicar una entrada respecto al trabajo de web camer. Aunque mi blog no tenga mucho tráfico bien es cierto que dependiendo de lo que pongas en google es posible que pueda salir mi blog. Esta entrada va dirigida aquellas chicas que quizás se están planteando trabajar como modelo de web cam, con la idea de explicar un poco en qué consiste el trabajo, cuáles son las condiciones, qué te vas a encontrar… En fin, para aclarar dudas.

No llevo ni un mes en esto y de lo que estoy segura es que tengo ganas de continuar. Ahora mismo el trabajo escasea y el que hay es en unas condiciones pésimas… Ya expliqué en otra entrada los motivos de empezar a trabajar en esto, pero lo que no dije es que es algo que ya he tenido en mente en otras ocasiones desde hace unos años. Llevo muy poco tiempo, ni siquiera un mes, y a pesar de ello tengo muy buenas estadísticas y algunos clientes fijos.

¿Qué es una modelo de web cam?

Bueno, vayamos al grano. Para empezar, como modelo web cam tu trabajo consiste básicamente en desnudarte y masturbarte delante de tu web cam para que puedan verte los hombres que han entrado a tu sala. Así que de primeras debes tener bien claro esto, si por los motivos que sean eres más reservada con tu intimidad y con lo que puedan hacer luego con tu imagen, te recomiendo desde ya que no te metas a trabajar en esto.

¿Qué requisitos debo cumplir?

El único requisito que debes cumplir es ser mayor de edad. Ahora bien, ¿qué suele vender más? El físico y tu actitud con los clientes. El físico realmente no lo es todo, pero si cuentas con un cuerpo con buenas curvas y una cara más que bonita obviamente vas a vender más. La actitud es muy importante, y también tener la suficiente intuición para saber más o menos lo que quiere el cliente. Si de repente entra a tu sala un tipo que te suelta de repente “quítate las bragas, cerda”, inmediatamente tendrás que ponerte a hacer lo que él te diga o por el contrario saldrá de tu sala. Si te entra un cliente más sosegado con más ganas de conversar sigue la conversación.

¿Qué material necesito?

Estas vendiendo tu imagen y tu cuerpo, por tanto es importante que te arregles un poco, que y que escojas una lencería medianamente sexy para emitir. Yo ahora mismo estoy sin un duro y con menos de la mitad de mis pertenencias materiales en mi nuevo lugar de residencia, así que mis recursos en cuanto a lencería se refiere son más bien escasos, pero creo que cualquier chica tiene a mano algo de encaje o ropa interior negra. Si dispones de medias, corsés, tacones… no están de más.

Obviamente necesitas una buena conexión a Internet y una web cam, si es móvil mejor, ya que si está integrada al portátil (como es mi caso hasta que pueda comprarme una) si bajas para enfocar no ves lo que te están escribiendo por el chat, no tienes tanta facilidad para enfocar lo que quieras…etc.

También tener dildos o juguetes sexuales. Mínimo un dildo, y si vas a hacer anales está bien que tengas tambien algún dilatador. También recomiendo lubricante, y eso que en la vida lo he usado, pero obviamente echas horas y algunas veces no estás excitada, y al final se te irrita un poco la vulva.

¿Qué tipo de hombres me voy a encontrar y qué me solicitan?

Algunas de las pocas personas a las que les he comentado mi trabajo, me preguntan qué habrá un montón de viejos verdes… Mentira, la mayoría de los clientes son veinteañeros o treintañeros, y alguno que otro que pasa de los cuarenta. No deja de ser un chat con sexo virtual, así que los viejos verdes preferirán otro tipo de escenarios para pajearse, ya que el cibersexo y las nuevas tecnologías les tira y lo manejan más a los jóvenes. No digo que no habrá algún señor mayor, pero son la excepción y no la norma. De pascuas a ramos también entra alguna mujer.

El poco tiempo que llevo me he encontrado de todo: machistas egoístas y maleducados, chicos la mar de majos, tíos a los que me follaba sin pensármelo y tíos que están como una puta cabra.

Los machistas egoístas maleducados quieren lo que te están pidiendo, en el momento en que te descuides un par de segundos cogen y se van. No van a tener ningún tipo de consideración contigo, ya que les importas una soberana mierda, no eres más que un objeto sexual para ellos.

Los chicos la mar de majos son aquellos que están de buen rollo, que te tienen en cuenta, te preguntan si puedes hacer esto o lo otro, si dices que no te dicen que no pasa nada, si estás cómoda…etc. Chicos que te respetan aunque te estén pagando, ya que una cosa no quita la otra.

Los tíos a los que me follaba sin pensármelo son aquellos que por lo que me dicen, por cómo me tratan, y a veces por lo que veo (si conectan su cam), me los follaba sin pensármelo. Muchas veces se disfruta, o bien porque esa persona te ha gustado, o bien porque como es mi caso, soy muy exhibicionista y el mero hecho de mostrarme me excita. Y bueno, que no soy de piedra, así que aunque por ejemplo, si me conecto y no estoy para nada excitada, en el momento en el que comienzo a acariciarme me voy calentando.

Los que están como una puta cabra de momento sólo me he encontrado dos, aunque también pertenecen al grupo de machistas egoístas maleducados, pero también tienen sus particularidades. Ya que sus solicitudes son la mar de extrañas, como que me pinte la cara, que pegue a una almohada o que muerda la silla. Otro tipo me contaba que a veces se masturba delante de sus hijas, yo le pregunté qué por qué lo hacía y me contestó que es que a ellas les gustaba, porque nunca le habían dicho nada ni habían hecho nada por evitarlo… ¡Olé! Menudo capullo desgraciado… si supiera quién es se le iban a quitar las ganas de volver a hacerlo de la cantidad de putaditas que le haría…

Los hay que quieren “bizarradas” por llamarlo de alguna manera: anal, mear, autolesión… y luego los hay que simplemente quieren charlar. Tu haz lo que verdaderamente quieras, en mi caso no me da reparo y hago casi de todo, quitando alguna cosa en concreto que no me gusta. Te vas a encontrar con tipos que te van a contar sus problemas de pareja, sus fantasías ocultas… A mí esto particularmente me encanta, el charlar y saber qué les pone o qué les preocupa.  También te van a preguntar sobre ti, yo a veces les cuento la verdad y otras veces me invento cantidad de cosas, es bastante divertido.

¿Cuánto voy a ganar?

Eso depende de la tarifa que tengas y del tiempo que eches. Yo como soy nueva tengo la tarifa baja, pero espero que en breves me cambien de tarifa. En mi caso estoy teniendo buenas estadísticas y voy a ganar unos 1000 euros por trabajar media jornada. También puedes sacarte un dinero extra si quedas con clientes a los que les has gustado. El sistema de pago es vía payonner, asociada a una tarjeta de débito. Los pagos suelen ser a mes vencido.





.



lunes, 21 de octubre de 2013

Feminización de la precariedad y pornificación del trabajo: de cuidadora interna a modelo web cam


Hace ya poco más de un mes que hice las maletas para mudarme al fucking United Kingdom con la intención de aprender inglés y hacer algo con mi vida, ya que este último año estaba estancada en todos los niveles (personal, sexual, laboral, social…) y veía que seguir así no me llevaba a ninguna parte, que necesitaba urgentemente un cambio de aires por el bien de mi salud mental.  El poco tiempo que llevo (ya estuve hace unos años de viaje pero no es lo mismo) me ha servido para cerciorarme de que son ciertos los tópicos que hay hacia este país: no para de llover y apenas sale el sol, la vida en la calle es ínfima, la comida apesta y las drogas tanto legales como ilegales son caras de narices. A pesar de toda la basura que rodea a este país, ahora mismo estoy bastante satisfecha, y eso que mi vida aquí tuvo que pegar un giro de trescientos sesenta grados de la noche a la mañana.

Antes de marcharme, estuve unos meses dándole vueltas a la idea de irme a Reino Unido o a Irlanda para aprender inglés y tener algo que hacer con mi vida. Este idioma se ha vuelto demasiado imprescindible a día de hoy, y no sólo por motivos académicos y laborales. En principio no me hacía mucha gracia trabajar como au pair, ya que no estoy habituada a tratar con niños y el vivir con una familia (ya demasiado tengo con la mía) no me hacía mucha gracia. Pero mis ahorros eran ridículos como para irme a la aventura a buscar trabajo, dependiendo a donde fuera y como me fueran las cosas sería bastante probable que no durara ni un mes, así que finalmente me decidí por el trabajo de au pair, ya que te dan alojamiento con todos los gastos cubiertos, alimentación, y una paga de setenta libras semanales por trabajar media jornada. No tenía más opciones y no pintaba tan terrible.

Pues bien, finalmente no duré ni tres semanas, la familia me echó de la noche a la mañana, sin apenas explicaciones, y con una actitud fría y clasista. Estaba a gusto con mi rutina, una vida bastante monacal, y por eso tranquila, a pesar de que era repetitiva y consistía básicamente en hacer las tareas del hogar y estar al tanto de los críos. Tuve que volver a hacer las maletas y pensar en qué carajo iba a hacer ahora, ya que me quedé tanto sin trabajo como sin casa. Esa misma tarde pensé en por qué no, ser modelo de web cam. El día del “despido” y el venidero fueron bastante deprimentes, no paraba de llorar y de darle vueltas a la cabeza. Una amiga de aquí a la que apenas conocía me abrió las puertas de su casa y pude estar allí durante unos días. En menos de una semana me instalé en mi propia casa y a los pocos días comencé a trabajar como modelo web cam. Antes de empezar, pensé que era buena idea, ya que era algo en lo que podía empezar de manera inmediata, ya que por aquí aunque las cifras de paro no sean tan escandalosas como las españolas, también están mal, y mi nivel de inglés es muy bajo, por tanto la posibilidad de encontrar trabajo podría demorarse, y no me podía permitir ese lujo ya que estaba (y estoy hasta que no cobre) sin blanca.

Me gustaba mi vida monacal, pero me chirriaba lo jodidamente clasista que era la familia con la que vivía. Era de esa gente que se creen que están por encima del bien y del mal por el mero hecho de tener dinero. Cuando la madre me echó la tendría que haber dicho “seras rica, pero a guarra no te gana nadie, menos mal que he llegado yo para quitar toda la porquería que inundaba la casa, cerda”. Era plenamente consciente de que se respiraba un aire hipócrita de respeto, era consciente de que era chacha y niñera interna, que cobraba en negro, y que cobraba una miseria teniendo en cuenta la pasta que tenían. Cuando la situación económica es mala, o incluso cuando es buena pero eres de clase trabajadora, como mujer sólo tienes un par de opciones: la limpieza y los cuidados o ser puta. Nunca me he considerado de clase trabajadora, y eso que en mi familia no abunda el capital económico, pero sí que tengo más que suficiente capital social y cultural. Elegí el trabajo de au pair porque no tenía más opciones, y ahora estoy de modelo web cam porque tampoco tengo más opciones. Ahora bien, para nada lo digo como algo trágico, estoy a gusto y cómoda, pero no deja de ser un trabajo y también tiene sus inconvenientes.






viernes, 18 de octubre de 2013

Homens.


                                                                         Homens, 
gosto de todos, 
dos morenos, dos mulatos, 
dos branquinhos , dos loirinhos e dos crioulos. 

Só tem que ser homem. 
Tem homem corno, homem baixo, homem gordo, 
homem ingrato, safado, careca, cabeludo, 
viado , ousado, temido, 

….tem muito homem…. 
Todo homem que se preza tem que impor respeito, 
saber ouvir, falar, escutar, ter dinheiro , celular , 
ser bom de cama, e te respeitar…. 
Se o homem não tiver nenhuma dessas virtudes, 
saia de perto e tome uma atitude. 

porque o verdadeiro homem, 
ele te ama, te ama, 
te trata, te trata, 
com carinho 
com respeito 
e amor, 
e vai te dar por toda vida grandes felicidades, 
serão felizes, 
este é o homem de verdade…. 

homens, 
gosto de todos, dos morenos, dos mulatos , 
dos branquinhos, dos loirinhos e dos crioulos, 
….só tem que ser homem…..







sábado, 12 de octubre de 2013

Femen: debate dentro del feminismo.

Estoy ya más que harta con la misma historia de siempre. Ser feminista es una cuestión de ser consciente de tu subordinación por lo que se entiende como mujer en una sociedad. Digo yo, qué más dará estar buena o no, depilarse o no, tener novio o no, ser bollera o no, follarse a todo lo que se mueve o no....

¿Qué cansino todo,no? No aguanto más este sectarismo dentro del feminismo, de verdad, no paro de ver críticas hacia Femen simplemente por una cuestión meramente estética o física. Y aquí, desde mi punto de vista, las chicas de Femen (también las hay gordas y sin depilar, a poco que se busque en la red, lo que pasa que quizás no interesa a las "feministas de verdad") son chicas normales, no me parecen bellezas desde un punto de vista normativo.

Además, como si por ser bonita te fuera a ir mejor la vida, o no fueras a sufrir ningún tipo de discriminación o violencia.

Todo este debate que parece que no termina nunca dentro del feminismo, es de lo más pueril, es que como cuando ibas al instituto y quizás no encajabas en las "tribus urbanas" que hubiera. Y lo más importante, una pérdida de tiempo y de sumar fuerzas hacia una lucha conjunta contra el patriarcado.

Cuando vi el video el otro día, me emocioné.



martes, 8 de octubre de 2013

No quería besarte, no quería mirarte.


Me hubiera gustado contarte pero no puedo. Únicamente nos habíamos visto antes un par de veces, pero la otra noche te abriste a mí. El alcohol desde luego que hizo su trabajo, pero no me puedes negar que desde el primer momento hubo una buena complicidad.

¿Sabes? A pesar de estar lejos de mi tierra no me siento más sola que antes. Qué cosas… ¿eh? Pero tú sí,  y es por eso por lo que vuelves, y porque tu familia te necesita. Y yo lo que necesito ahora es que pases un poco de tiempo conmigo antes de que te marches. Qué egoísta suena… ¿verdad?

Sí, soy egoísta. Pero soy también narcisista y caprichosa, sobre todo con los hombres con los que follo. Mala suerte por tu parte. Y es por eso que entiendo que no quieras más de mí. Ahora mismo te la trae floja que me puedas morder y azotar las nalgas, por ejemplo, no te interesa lo más mínimo. ¿Cómo vas a follarte a alguien que es incapaz de besarte y mirarte a la cara? Si quisieras podrías partirme el culo en dos, pero seguramente prefieres a una chica que te cuide y se comporte con normalidad.

No quería besarte, no quería mirarte. ¿Por qué te preguntarás? Porque a veces me gusta usaros como una masturbación asistida sin más. No te miraba, no te besaba… ni siquiera te toqué la polla, eso sí, no sé cuantas veces me corrí con tu boca y tus manos entre mis piernas.

Ibas muy borracho, pero tienes mucho sentido del humor y eres buena gente. Llegas a ser otro y seguro que no me habría quedado en tu cama. En ese sentido te puedes sentir privilegiado, no me quedo a dormir con cualquiera. No quería besarte y no quería mirarte, pero sí sentir tu piel junto a la mía.

Ibas borracho, pero te dabas cuenta. “¿Qué te pasa? Estás como ausente” me preguntabas. Me hubiera encantado decirte que muchas veces cuando follo, aunque mi cuerpo se esté muriendo del gusto mi cabeza no para de darle vueltas a otras cosas. Y obviamente lo notabas.

Si me aceptas la invitación que te he enviado hoy mismo, podríamos hablar de feminismo y violencia sexual.

Pero creo que no quieres, y lo entiendo. 

martes, 1 de octubre de 2013

Quiero y no puedo

Quiero escribir y no puedo,
quiero sentirte y no estás;
(y nunca estarás).

Quiero vivir y no puedo,
por más que lo intente
si no siento nada
o cuando siento
sólo es culpabilidad.

Quiero sentirte y no puedo,
porque no existes
ni existirás.

Quiero sentirme,
y quiero vivirme
y por más que lo intente
vuelvo a fracasar.









lunes, 30 de septiembre de 2013

Continua insatisfacción,
tristeza,
pena,
maldita pena,
y a ratos miedo.

Miedo de no tener a dónde ir,
ni con quién.
Miedo de no saber
que será de mí.

Parecía que todo iba bien
pero se ha ido torciendo.
No valgo, no valgo, no valgo
no valgo para ello.

No puedo seguir así,
o me muero o me voy corriendo.








martes, 24 de septiembre de 2013

domingo, 15 de septiembre de 2013

Nuevo hogar, nuevo país... ¿nueva vida?

He hecho las maletas y he cogido un avión para marcharme a United Kingdom a trabajar de au pair. Sólo llevo aquí cuatro días, y no sabría explicar muy bien que es lo que siento. De momento estoy bastante bien, pero tengo ganas de ir conociendo gente.

Vivo en una pequeña ciudad con unas playas y acantilados preciosos, una lástima que casi siempre haga un tiempo de mierda.

¡Pero ayer salió el sol! Y lo aproveché, me metí una muy buena caminata con la perra de la familia. Dos perras la mar de contentas paseando con la luz del sol, la brisa del mar y sonriendo y saludando a todo el mundo que se cruzaba con nosotras. Sí, ayer hizo un día demasiado agradable.

Hoy hace un tiempo de mierda. Me tendré que ir acostumbrando.









domingo, 18 de agosto de 2013

Agosto angosto

Estoy en el día 43 de mi ciclo menstrual  y todavía no me ha bajado la regla. Mis ciclos son largos, pero no tanto. Es imposible que esté embarazada porque llevo sin tener sexo desde el mes de marzo y lo que me queda.

Han sido unos días difíciles. Los retrasos menstruales muchas veces tienen que ver con la ansiedad y el estrés, o eso he visto por Internet. Total, tampoco voy a ir a un ginecólogo, he ido tres veces contadas en mi vida, por qué iba a hacerlo ahora.  

También me cuesta dormir, me despierto sobresaltada varias veces, tengo pesadillas y cuando me toca levantarme estoy destrozada porque siento mi cuerpo como si me hubieran dado varias palizas. Siempre duermo mal, pero estos días han sido peor que otros.

Apenas he tenido vida social estos días, la mayoría de la gente anda de vacaciones. A ratos he mal comido, otras veces me he pegado atracones. Apenas he hecho ejercicio físico.  

Siento en mi espalda miles de agujas clavándome.


Y dentro de mí no siento nada. 


miércoles, 14 de agosto de 2013

Abierta por vacaciones

Desde que era niña los periodos de vacaciones en lugar de alegrarme muchas veces me entristecían. Más tiempo para pasar en casa, para pasar en familia, para ir al pueblo, algo que detestaba. A mí me encantaba el colegio, en compañía de mis iguales y el estudio y las actividades escolares.  Al margen del colegio apenas tenía otros espacios de socialización con niñas y niños de mi edad, dejando a un lado a mis hermanos, y me resultaba bastante incómodo y me costaba desenvolverme en otros contextos que no fuera el colegio.

Ahora de adulta me siguen entristeciendo, porque veo con más claridad que mi rutina me asquea y que mis relaciones personales son demasiado caóticas. Llega el verano y la gente hace planes con sus parejas y con sus amigos para hacer escapadas o estancias más largas en la playa o donde sea. Me suelen asquear las vidas prefabricadas de muchas personas, con sus parejas estables y sus grupos de amigos de toda la vida, son vidas que me agobian. Pero que a veces también envidio. Porque nunca he tenido pareja y desde que era adolescente no he vuelto a tener un grupo cohesionado de amistades. Si hubiera tenido una vida más tranquila, más predecible, más estable, sin continuos cambios de residencia y colegio; si hubiera tenido una infancia sin sombras; si mi adolescencia hubiera sido una época de exploración sosegada, sin intoxicaciones agudas y sin polvos muy mal echados, si mis compañeros de colegios e institutos me hubieran aceptado tal como era, sin acosos, ni humillaciones ni escarnios públicos por ser activa sexualmente a temprana edad y al margen de la monogamia.

Mañana es la Asunción de Nuestra Señora, uno de los puentes con más desplazamientos que tiene el país. Si mi situación laboral no fuera tan precaria y tan inestable quizás también me hubiera escapado a la playa, sola, quizás me lo hubiera pasado bien con algún guaperas bronceado, quien sabe. De momento me voy, aunque sólo sea de paseo por esta ciudad que apesta aún siendo fiesta.



sábado, 10 de agosto de 2013

Mu (jer) ñeca.

La representación del cuerpo de la mujer en el siglo XXI se está convirtiendo en una simulación cada vez más alejada de la realidad que deviene en una especie de muñeca postsexual de última generación.A lo largo de los siglos y en las diversas culturas la imagen de la mujer por lo general se ha construido por los modelos hegemónicos imperantes bajo una mirada patriarcal, pero las nuevas tecnologías, los medios de comunicación, y los avances industriales han dado a luz a una imagen totalmente distorsionada de un cuerpo femenino normativo. Sí, normativo. Las bellezas cada vez son menos reales, por mucho que Dove y su responsabilidad social coorporativa de mierda nos quiera decir lo contrario.

La exuberancia de Sofia Loren o de Marylin Monroe (cánones de belleza por excelencia) dista mucho del físico de una pornstar pasada varias veces por quirófano o de una portada de una revista de moda con sobredosis de photoshop.


Sofia Loren llegó a Hollywood con pelos en el sobaco.

La simulación del cuerpo de la mujer como objeto sexual no sólo corresponde a actrices porno en películas, también la industria del sexo produce muñecas con vello púbico de mujeres reales, pueden ser fabricadas en función de los gustos del consumidor, el cual puede elegir color del pelo, tamaño del pecho, color de la piel y de los ojos...etc., hechas con un silicona que imita el tacto y la consistencia de la piel y la carne humana. Los fabricantes argumentan que mola mucha más follarte a una de sus muñecas que a una mujer, porque sólo pesan 4 kilos, no hablan ni se quejan, no te exigen su placer, puedes hacerles daño y todo tipo de putaditas que las va a dar absolutamente lo mismo porque son muñequitas. Quizás lo próximo sea un replicante modelo básico de placer, como Pris de la película Blade Runner.


Beatriz Preciado en Testo Yonki nos habla de una sociedad postmoderna farmacopornográfica donde el sistema sexo/género se reproduce a través de hormonas, cirujía plástica y porno mainstreem. Uno de los paradigmas de esta sociedad farmacopornográfica y que se ha hecho famosa gracias a Internet es Valeria Lukyanova, la llaman la Barbie humana, y dice que es una especia de Diosa y que su físico le ha ayudado a ser famosa y poder divulgar su trabajo espiritual.


Sus amiguitas están muy buenas y encarnan un canon de belleza normativo sin adulteraciones. La Barbie no sé muy bien si es un maniquí o ha salido de un videojuego.

El hentai y el porno hecho por ordenador nos muestra siempre a jovencitas de proporciones imposibles violadas por ogros, bestias, monstruos cuyas pollas también son de proporciones imposibles. Es la culminación de la reproducción de los códigos del sistema sexual imperante, donde el sujeto activo es el varón y el objeto pasivo la mujer, un sistema binario que elimina sexualidades múltiples y subversivas que no entran en dicha estructura. Las relaciones sexuales están dirigidas por el posicionamiento que adquiera el falo, lo representativo de lo masculino, lo único que adquiere relevancia del cuerpo del hombre; mientras que la mujer es el cuerpo en su conjunto.

Desde una perspectiva feminista, hay artistas que han subvertido la imagen de la Barbie o de las muñecas en general. Mariel Clayton recrea escenas con Barbies y Kenes desplegando toda una parafernalia cargada de ultraviolencia cotidiana.




Ana Elena Pena también tiene Barbies tuneadas que nos muestra con su mirada particular diferentes estereotipos de la mujer de nuestro imaginario cultural. La de la foto es Miss Silicona, por los pezoncillos derrama esta sustancia que se ha convertido en todo un fetiche a día de hoy. 



Nada más por hoy. A ver si de nuevo vuelvo a actualizar un poco más el blog, que últimamente tiene poca vida.  



lunes, 5 de agosto de 2013



Cuando cae el día y se abre la noche se despliega un mundo de miedos infantiles: miedo a la oscuridad, al ruido de un portazo inesperado, al click de un interruptor…

A la mínima saltas.


A veces es necesario revisar que todo está en orden, y tener la certeza de que no hay nadie ni nada raro a tu alrededor.

O quizás sí.

Te gustaría que tu habitación fuera un bunker, para saber a ciencia cierta que nadie va a entrar a invadir el sueño. Te gustaría que durmiera contigo un hombre de espaldas anchas y te rodeara con sus brazos vigorosos para sentirte segura.

Pero eso da igual, porque esos mismos miedos se cuelan en tus pesadillas, mientras duermes.


domingo, 7 de julio de 2013

lunes, 20 de mayo de 2013

Paradojas

Algunas dando vida
y otras inmersas en la muerte.

***

Echar a volar
y vivir para siempre.






miércoles, 20 de marzo de 2013


Pensaba que iba a ser peor, pero no tuve ninguna caída emocional severa. Lo veía venir, quizás por eso simplemente estaba preocupada pero sin llegar a esa congoja asfixiante. Mosqueada tal vez, pero algo pasajero. No sentí apenas rabia y rencor, lo dejé pasar sin más. Vomité y el poco dolor sentido se fue a las cloacas. No valía la pena almacenar esa angustia en el estómago.

La sumisión absoluta no concuerda con la imagen de mujer liberada, es posible que tenga hasta más autoestima de la que creía.

Aunque tras unos cuantos días de vino y rosas, de sol y marihuana, de música en directo, de sexo compartido y de vida social (hiper)activa, vuelvo a jugar con el pelo de mi ombligo, sospechando de la ruptura psíquica.

La gente es de donde pace, no de dónde nace. Aplícate el cuento de una maldita vez.

martes, 12 de marzo de 2013

Desazón



De vez en cuando el insomnio ocasional aparece, y por muchas vueltas que des entre sábanas no atrapas el sueño, por mucho que suspires, por mucho que te abraces a la almohada. Pero el insomnio ocasional no es más que una pequeña molestia pasajera. Tienes dos opciones: o sigues en la cama y finalmente te duermes por mucho tiempo que pase, o bien te levantas y te pones en actividad. Leer, escribir, navegar…lo que sea con tal de distraerte un poco y conseguir el sueño. Lo malo es el insomnio crónico, pero de ese por suerte hace años que no ha vuelto a mí.

Esta tarde como otras tantas veces, he estado como perdida, absorta del bullicio del centro de Madrid, como un zombi, aislada de mi entorno. Caminas arrastrando tu cuerpo, no son 54 kilos, parece una tonelada. Tu cuerpo pesa tanto que ni lo sientes, pero tu alma levita. Esta tarde he sentido esa desazón que se clava en las entrañas, nudos en el estómago que te quitan el hambre, que te producen nauseas y diarrea. Esa desazón que también te quita el sueño.

Esa desazón que no es más que una sensación de vacío, de soledad, de desamparo. 

martes, 5 de marzo de 2013

Las feministas somos lo máximo

Las búsquedas que se hacen en Google y los resultados que nos ofrece el buscador nos dice mucho de la sociedad en la que vivimos. Escribes las feministas son y te aparece por desgracia esto:



Diana Pornoterrorista ha propuesto que escribamos, cliqueamos y hagamos búsquedas con "las feministas somos lo máximo". http://pornoterrorismo.com/2013/03/04/las-feministas-somos-lo-maximo/

Yo soy feminista, amargada a ratos largos, odio a veces a los hombres como a las mujeres, tengo más de guapa que de fea y soy femenina depende para qué. Pero sobre todo soy lo máximo como todas las demás. 




miércoles, 27 de febrero de 2013

La privacidad en Facebook


Me habré cerrado y abierto y vuelto a abrir y vuelto a cerrar la cuenta del Facebook varias veces. No sé cuántas exactamente, pero entre más de cinco y menos de diez seguro. El motivo de ello es básicamente la privacidad. Y aquí el problema no está en que esta empresa o aquella utilice mi información para sus estudios de mercado, o que el estado u otro tipo de entidades internacionales tengan una base de datos con información mía. No, esa no es mi gran preocupación, ya que nos tienes agarradas por todas partes y ya no se sabe por dónde salirse. El problema está en las personas, en los otros perfiles de Facebook, aquella gente “normal” que se hace su cuenta para estar en contacto con amigos, o estar al tanto de cualquier chorrada o cosa seria sea del tipo que sea.

En Facebook si te pones a ello con mucha dedicación puedes llegar a espiar demasiado y enterarte de muchas cosas, saber quién es la novia del amigo de un colega, enterarte de amigos en común con otras personas que desconocías… En fin, cantidad de redes entrelazadas. Con lo virtual y las nuevas tecnologías cada dos por tres salen nuevos neologismos, y uno de ellos es skaltear, que no es más que espiar a alguien que te gusta, sea correspondido o no. También hay una aplicación Top Fans que te dice cuáles son los contactos que más te cotillean el perfil. En fin, un inmenso panóptico integrado en nuestra vida cotidiana e incluso en nuestros cuerpos, tal y como anda el personal tan enfermo enganchado a tablets y smartphones como si fueran otro miembro corporal.

Cuando el espionaje a los amantes roza lo patológico, es mejor borrar la cuenta. Cuando ves que alguien se ha metido en tu cuenta, no vale ya únicamente con cambiar la contraseña, será mejor borrar la cuenta. Cuando ves que un merluzo integral con el que anduviste haciendo el imbécil hace unos años escribe en el muro de un colectivo feminista, plantéate a cerrar la cuenta porque semejante pieza lo más probable es que lo haga por cuadrar como prototipo de hombre libertario, aunque luego en la realidad no lo sea, como casi todos vaya. La ideología de “pastel” no es más que papel mojado.

La calaña fascistoide que habita en los medios de comunicación hablan de una crisis de valores y lo más triste es que es cierto. Aunque claro, habrá que ver cuáles son sus valores y cuáles los míos.  


miércoles, 20 de febrero de 2013

Abrirse en canal


Cuando te conocí me enamoré. Me enamoré de ti, me obsesioné contigo. Fue y sigue siendo algo patológico. Ya han pasado años y cuando me meto sola en la cama casi siempre sigo pensando en ti, en cómo nuestros cuerpos se entrelazan, en cómo nos besamos y acariciamos.

Cuando te conocí me sentía orgullosa de besarte o acercarme a ti en público, nunca había experimentado algo así.  Con otros nunca lo había querido, me mostraba siempre distante y me apartaba cuando intentaban rodearme la cintura o plantarme un beso. El cariño y la cercanía me daban asco e incluso ansiedad, muchas veces saltaba a la defensiva, e imponía un muro de hormigón infranqueable al que tenían prohibido atravesar. Sólo bastaba un gesto o una mirada para que lo entendieran. Y así me pasaba que ninguno quería más de mí. La gran mayoría pensarían que era una psicópata sexual con un corazón de hierro. Muchos incapaces de satisfacerme porque mi apetito sexual duplicaba al suyo con creces, muchos que se aburrían de mí porque simplemente quería sexo y no conversaciones eternas ni citas de cena y cine, muchos a los que les daba asco tener que acostarse con una perra sucia siempre sedienta a la que le daba igual cualquier propuesta.  

Contigo me abrí en canal, me desgarré la piel y te mostré las horrendas vísceras sangrantes y doloridas. Con otros tantos sólo me abrí de piernas, mostrando un coño humeante y no sólo con ganas de sexo, un coño que derrama lágrimas que piden a gritos un poco de ternura.

Contigo aprendí mucho de mí misma, formé un vínculo imaginario indisoluble, todo un mundo de fantasía que se venía abajo cuando volvía a verte. Eras tú quien ponía las barreras y cuando nos despedíamos se apoderaba de mí el miedo a que esa sería la última vez. Me sentía utilizada, engañada y absolutamente desconectada de mi cuerpo.

Es muy difícil abrir una brecha entre la realidad y la fantasía, porque los miedos te encierran en un abismo del cual es difícil salir. 

miércoles, 6 de febrero de 2013

Como un bonito jarrón


Como un bonito jarrón
hermoso por fuera
vacío por dentro
brillante y lustroso
redondo y hueco.

Como un bonito jarrón
de porcelana fina
con flores y letras chinas
con curvas y simetría.

Como un bonito jarrón
lujoso y valioso
que cuando se despieza  en numerosos trozos,
se barre y se tira.

No vale nada,
es una porquería.